Accesorios y periféricos para tabletas/iDevices
Informática musical en móviles y tablets Accesorios y periféricos para tabletas/iDevices
  • Aumentar o reducir el tamaño del texto
  • Imprimir

Consejos sobre interfaces, micrófonos y monitores para un estudio portátil

Estudio para llevar - Parte 2

  • Like
  • Tweet
  • +1
  • Pin it
  • Mail

En la primera parte de esta serie, tratamos el tema de las interfaces de audio auto-alimentadas para conectar micrófonos, instrumentos y controladores MIDI a tu iPad. En este segundo artículo, ofreceremos una solución alternativa para equipar tu estudio con audio y MIDI, y veremos lo que necesitas para completar tu configuración portátil.

Lee la primera parte aquí

El método “a la carta”

Este enfoque alternativo implica equipar tu estudio con componentes individuales que se conectan directamente o mediante un adaptador USB a tu dispositivo iOS. Puede incluir un micro USB o iOS dedicado para captar voces e instrumentos acústicos, un teclado MIDI iOS o MIDI (o un adaptador MIDI) para las partes en MIDI, y una interfaz de instrumento iOS dedicada para las partes DI.

Si no te importa gestionar multiples entradas simultáneas, o planeas grabar una sola pista a la vez, esta solución puede tener sentido. Significa que tendrás más componentes individuales en tu estudio, pero la mayoría es poco voluminosa, y probablemente acabes con una configuración más pequeña y ligera.

Seleccionar los micrófonos

Con una interfaz de audio, podrás usar micrófonos con conectores XLR. Esto permite disfrutar de una extensa oferta de modelos e incluso te deja usar un micro que ya posees. Pero si prefieres evitar el uso de una interfaz, puedes elegir un micro compatible con iOS que se conecta directamente al dock de tu material, como el Apogee MiC 96k ($229), el Blue Microphones Spark Digital ($199) or el IK Multimedia iRig Mic HD ($99.99). Puedes ahorrar dinero con un micro iOS que se conecta mediante el jack de auriculares de tu dispositivo móvil (e incluye su propia salida de auriculares para que puedas escucharte), pero sacrificarás algo de calidad sonora en comparación con un micro que se conecta al dock.

El Spark Digital de Blue Microphones ofrece una conexión directa a tu dispositivo iOS.

Otra opción de micros dedicados es un modelo USB que utiliza el adaptador de conexión a cámara de Apple (mencionado en la parte 1). Existe una multitud de micrófonos USB en el mercado, con un amplio rango de precios y calidad.

Además, existen varios micros iOS estéreo, como el Rode Microphone iXY ($149), el Zoom iQ5 ($99.99), el Blue Microphones Mikey Digital ($99.99) y el Tascam iM2X ($79.99). Si un micro estéreo es perfecto para captar vídeos, conciertos y hacer grabaciones en el exterior, probablemente quieras un modelo mono como micro de estudio principal y que sirva para técnicas de captación estándares en el estudio. No obstante, estos micrófonos estéreo suelen ser prácticos como modelos secundarios y especializados para tu equipo móvil.

Otra opción es el IK Multimedia iRig Pre ($39.99), un preampli de micro dedicado con un formato de bolsillo con alimentación Phantom. Permite conectar cualquier micro XLR a tu dispositivo iOS.

También vas a necesitar un soporte para micro, pero para asegurarte una configuración realmente portátil, quizá tengas que elegir algo más pequeño y fácil de transportar que un pie estándar. La mejor solución puede ser un soporte de mesa, no es la más perfecta, pero si no te importa cantar sentado(a), funciona bien.

Interfaces para instrumentos

Si eliges la solución "a la carta", y necesitas una interfaz dedicada para rutar directamente guitarras y bajos (DI), tienes una multitud de opciones. Van de productos que se enchufan al jack de auriculares a los que se conectan al dock. A la manera de los micrófonos, la calidad será mejor con accesorios que se conectan al dock, como la interfaz de alta resolución Apogee Jam 96K ($129) o Jam ($99), la Peavey AmpKit Link HD ($119.99 con conector Lightning, $99.99 con el de 30 fichas), Line 6 Sonic Port ($99.95), Sonoma Wireworks Guitar Jack 2 Model 2 ($99) o IK Multimedia iRig HD ($99.99). Si no te importa perder un poco de calidad de la señal, puedes ahorrar dinero con las interfaces que se conectan a la toma de auriculares, como la Griffin Guitar Connect ($29.99) o la Positive Grid JamUp Plug ($19.99).

Teclados MIDI

El Novation Launchkey Mini ofrece mini-teclas, 16 pads y 8 potes en un formato muy compacto.

Que uses una interfaz de audio con un puerto MIDI o que elijas dispositivos separados dedicados, el teclado para tu estudio portátil tiene que ser pequeño. A menos que uses un teclado compatible con iOS, como el IK Multimedia iRig Keys ($129.99 por la version Lightning, $99.99 con conector 30 fichas), tendrás que conectar tu controlador mediante un jack MIDI a una interfaz de audio, un teclado MIDI mediante un interfaz MIDI iOS (como la Line 6 MIDI Mobilizer II o IK Multimedia iRig MIDI, ambas por $69.99) o un teclado MIDI USB conectado mediante uno de los adaptadores de cámara USB de Apple para iPad (no disponible para iPhone ni iPod Touch).

Si quieres una configuración realmente portátil, probablemente optes por un teclado USB con mini-teclas, como el Novation Launchkey Mini ($99.99), el Akai Professional LPK 25, el Korg NanoKey 2 ($49.99), el M-Audio AIR Mini 32 ($99.99), el Keith McMillen Instruments QuNexus ($149) o el iRig Keys previamente mencionado.

En la mezcla

El altavoz estéreo iLoud de iK Multimedia ofrece entradas Bluetooth y en jack, y está diseñado para mezclar y escuchar música.

Finalmente, necesitarás algo para escuchar lo que grabas. Obviamente, son auriculares los que te faltan para grabar y mezclar. Y es en este material que deberías gastarte un poco más, si fuese posible, para tener auriculares diseñados para proporcionar una respuesta plana, algo crucial tanto para mezclar como para grabar con un micrófono.

Para mezclar, lo mejor son monitores de estudio, pero hasta modelos activos pequeños son bastante pesados y voluminosos, además necesitan una toma de corriente. El único monitor portátil alimentado por batería en el mercado es el IK Multimedia iLoud ($299.99), el cual ofrece conexiones por Bluetooth y cable e incluye una batería recargable. Existen muchos otros altavoces estéreo portátiles, pero están diseñados para que la música suene bien, no para sacar la respuesta plana que necesitas para mezclar.

Hit the road, Jack

Como lo hemos visto en esta serie de artículos, montarse un estudio portátil, alimentado con batería y de alta calidad es algo totalmente realizable. Con tal equipo, puedes grabar en una habitación en un hotel, en el autobús durante una gira, en la playa, o adonde te lleve la música.

Sea el primero en comentar este artículo
  • Like
  • Tweet
  • +1
  • Pin it
  • Mail