Bajos Virtuales
Instrumentos Virtuales Bajos Virtuales
  • Aumentar o reducir el tamaño del texto
  • Imprimir

¿Cómo programar partes de bajo MIDI que suenen auténticas? - Parte 2

Bajo a compás

  • Like
  • Tweet
  • +1
  • Pin it

Segunda parte de nuestro artículo sobre la programación de bajos MIDI. Aquí trataremos la relación del bajo con la batería y la edición del instrumento para sacar lo mejor de ello.

Pegado al bombo

Reducido a su nivel más básico, el papel del bajo es tocar notas que apoyan la estructura armónica (los acordes) de la canción, utilizando patrones rítmicos que siguen el bombo de la batería. Si escuchas a bajistas y baterías reales, notarás que el bombo y el bajo tocan juntos. Esta relación tiene mucho que ver con el impulso que se le da al ritmo de la canción.

En este ejemplo, el bajo toca una parte sencilla basada en el patrón del bombo:

00:0000:00

El bajo no tiene que tocar simultáneamente en cada tiempo del bombo, pero no debería acentuar notas que son ligeramente desfasadas or sonará como un error. Por ejemplo, si el bombo toca en el primer tiempo de un compás, el bajo debe tocar esta nota también y no anticipar con una 16a nota.

Para ilustrar este punto, escucha el siguiente ejemplo de bajo y batería. La primera parte acompaña el bombo. Después de una pausa se repite pero esta vez, el bajo anticipa una de las notas con una 16a nota mientras que el bombo sigue a compás. Notarás que suena extraño.

00:0000:00

Si no estás seguro de una línea de bajo para un tema particular, crear una línea en la cual se tocan algunos o todos los golpes de bombo casi siempre funciona. Luego puedes extender y adornar esta base.

El parte de bajo en el siguiente ejemplo imita parte del patrón del bombo, con unos cuantos fills añadidos para adornarlo. Suena muy ajustado.

00:0000:00

Patrones y transiciones

Las posibilidades en cuanto a la forma de crear una línea de bajo son variadas, y demasiado numerosas para cubrirlas de forma exhaustiva en un artículo corto como éste. No obstante, quiero mencionar algunas importantes que te ayudarán a crear tus partes de bajo.

Transiciones entre acordes: una cosa que hacen mucho los bajistas es “caminar” hacia una nota. O sea, se mueven hasta el próximo acorde hacia abajo o arriba usando notas como guías hacia ello. En este ejemplo el bajo va del acorde de Do al de Fa y de regreso al Do, utilizando líneas de transición para ir de uno al otro.

00:0000:00

I a V (One to Five): es un patrón de bajo muy común donde se tocan negras que alternan entre la fundamental (“I”) del acorde y la quinta inferior (“V”). Esto crea un ritmo sólido y lo impulsa.

A continuación un par de ejemplos en diferentes estilos.

Primero, un patrón de Country:

00:0000:00

Ahora, el mismo tipo de patrón I-V con un groove latino, también funciona:

00:0000:00

El Walking (o bajo andando o caminando): las bases: en Blues, Swing y demás Shuffles, un walking es un patrón muy enérgico que se puede usar perfectamente en una canción entera o sólo en algunas partes (como para acompañar un instrumento solo por ejemplo) para intensificar la energía. Un  walking se usa de modo cromático o escalar, cambiando de nota virtualmente en cada negra.

Existen líneas de bajo andando estándares, pero nada impide que seas creativo.

Aquí tienes un solo con una progresión de estilo Blues con un walking muy sencillo. Básicamente, el bajo toca las negras y usa la fundamental, la tercera y la quinta del acorde.

00:0000:00

A continuación está la misma progresión con más notas cromáticas, walkings hacia arriba y abajo y otras variaciones de mi elección:

00:0000:00

Alternar las octavas: usar la nota fundamental del acorde y la misma nota una octava más grave es otra técnica útil. Cuando la inspiración no está, prueba una línea con esta base de octavas sincronizada con el bombo.

Aquí puedes escuchar un ejemplo:

00:0000:00

Editar tus partes  

Notas tocadas accidentalmente (ve la flecha) típicamente aparecen más cortas que la nota prevista, así que es fácil de identificar y borrar.

Si quieres sonar como un bajista más que como una computadora, deberías intentar tocar tus partes de bajo con tu teclado MIDI en vez de programarlas en tu secuenciador. Una vez tocado el tema entero o sólo una sección particular, ábrela en el editor de piano roll y corrige las notas incorrectas que encuentres. Es fácil tocar notas adicionales de forma accidental, y éstas típicamente aparecen en el editor en forma de notas pequeñas encima o debajo de la nota deseada. Borra estas notas raras y la duraciones que nos suenan bien (incluso solapamientos involuntarios).

Probablemente tengas que cuantizarlas un poco también, para “tensar” un poco el ritmo. Evita cuantizar demasiado porque hasta un músico con un excelente ritmo no siempre estará exactamente a compás. En la sección de cuantización de tu secuenciador, el ajuste se hará en aproximadamente unos 30 a 50%. Intensificará las cosas pero no demasiado.

Asegúrate de que el valor de cuantización se hayo definido en el valor de nota más corto en tu DAW — en otras palabras, si en tu parte de bajo tocaste semicorcheas, no programes el valor de cuantización en corcheas o negras — o cambiará realmente tu groove.

El bajo bien tocado

El tema de las líneas de bajo y de su programación es amplio, y aquí sólo cubrimos los fundamentos. Pero la información que proporcionamos debería ser suficiente para facilitar la creación de tus partes de bajo en MIDI.

Sea el primero en comentar este artículo
  • Like
  • Tweet
  • +1
  • Pin it