PreSonus Monitor Station 2
+
PreSonus Monitor Station 2

Monitor Station 2, Controlador de Monitoreo from PreSonus.

Opinión
Price engine
Anuncios
  • Aumentar o reducir el tamaño del texto
  • Imprimir

Prueba del PreSonus Monitor Station v2

Control hacia la estación

  • Like
  • Tweet
  • +1
  • Pin it
Premio Valor Seguro 2015

En el sector de los controladores de monitoreo algo avanzados (es decir, con más de un pote de volume) de formato de sobremesa, la oferta alrededor de los 300 € no es pletórica: desde hace varios años, Mackie y PreSonus se disputan el mercado con sus Big Knob y Monitor Station. Así que cuando uno de los actores actualiza su controlador, queremos verlo de cerca…

Cuando conecta uno su interfaz de audio a sus altavoces de estudio, le puede faltar varias cosas, la primera siendo un pote de volumen si, por desgracia, ni su interfaz ni sus altavoces llevan uno. También quiere conectar múltiples fuentes a sus altavoces, además de su interfaz de audio, como un reproductor de CD o un iPhone. También pueden faltar salidas de auriculares, porque generalmente nuestras interfaces están provistas de una, dos a lo mejor, lo que no será suficiente para un grupo entero.

Un controlador de monitoreo puede subsanarlo todo, y aún más… ¿Entonces que nos propone este Monitor Station v2? Es lo que vamos a ver en este banco de pruebas.

No hemos probado el primer Monitor Station cuando salió, así que vamos a realizar una reseña completa de esta segunda versión y no sólo conformarnos con las novedades.

La caja negra 

A primera vista, el Monitor Station V2 podría parecerse a una súper interfaz de audio de formato de sobremesa: tiene muchos botones, entradas y salidas… pero evidentemente no lleva ningún puerto USB, Thunderbolt o FireWire. Lo conectarás entonces entre tu interfaz de audio y tus altavoces de monitoreo: su papel será administrar varias fuentes y enviarlas a distintos destinos, como lo hace un sistema de orientación.

PreSonus Monitor Station v2

Sus dimensiones son de 63,5 mm x 216 mm x 228,6 mm y pesa 2,72 kg, suficiente para quedar en su sitio. Ocupa algo de espacio en tu mesa, sobre todo si tu interfaz de audio ya tiene un formato desktop, pero será por lo bien: ¡hay que poner todos los potenciómetros, entradas y salidas!

Todo parece bastante robusto: los potes ofrecen una buena resistencia, aunque nos hubiera gustado que algunos fuesen más grandes, como el pote de volumen principal por ejemplo. Los botones de goma se iluminan cuando se pulsan, algo práctico en uso. Tiene una apariencia bastante sobria ; con su acabado negro, el aspecto de la versión 2 es definitivamente más clásico que la primera, es un buen punto.

Vamos a ver ahora lo que podemos conectar…

Entra y sale

PreSonus Monitor Station v2

En la parte trasera, encontramos un interruptor y las conexiones. En lo que va de entradas, están las dos fuentes principales ST1 y ST2 en formato Jack TRS: servirán para conectar las salidas de tu interfaz de audio. También se ve la entrada AUX en formatos RCA y mini-jack, perfecto para conectar un reproductor de audio o un móvil. La entrada digital S/PDIF tiene un formato coaxial, pero se tendrá que elegir entre AUX y S/PDIF mediante un botón: es imposible escuchar ambas a la vez.

En cuanto a las salidas, los tres pares estéreo tienen un formato TRS para enviar la señal a los eventuales tres pares de altavoces. Los botones de volumen, para ajustar el nivel de cada salida de cada par de altavoces, también están ubicados en el panel trasero, es una buena idea porque una vez ajustados, generalmente no se vuelven a tocar. También encontramos dos pares de salidas estéreo de nivel de línea en formato TRS para enviar a un eventual amplificador de auriculares si las cuatro salidas disponibles no son suficientes. La primera “Main” envía la señal principal seleccionada en el Monitor Station, mientras que la segunda salida tratará la señal “Cue” que se selecciona directamente desde la máquina.

No hay entonces ningún conector XLR, evidentemente ocupa más espacio que un Jack TRS, y la entrada Phono ha desaparecido. ¡Una pena para aquellos utilizan un tocadiscos! 

Pulsa y gira

En la parte superior del Monitor Station se accede a los botones y potes. La parte superior está reservada a las auriculares y a la salida “Cue”. Se podrá seleccionar la fuente de lo que se enviará a los auriculares y a la salida Cue: ST1, ST2 o AUX. Por cada uno de los auriculares, uno dispone de un botón de volumen y de un botón de tipo “conmutador” para elegir entre las fuentes Main o Cue. No tiene entonces que enviarse la misma cosa a todos los auriculares: ¡mola! Toma nota además de que la reserva de potencia de las salidas de auriculares es ampliamente suficiente para soportar todos los tipos de auriculares, incluso los de alta impedancia. Por último, un pote Cue Output servirá para ajustar el nivel de la salida Cue ubicada en la parte posterior del Monitor Station.

PreSonus Monitor Station v2

A la izquierda en la parte inferior se accede a los ajustes dedicados a la entrada auxiliar. Se podrá elegir entre la entrada analógica RCA/mini-jack o la digital S/PDIF, será entonces imposible escuchar ambas en el mismo tiempo. Un potenciómetro se encargará del volumen de estas últimas a fin de homogeneizarse con las otras entradas. 

Finalmente, la última parte ubicada abajo a la derecha controlará lo que se envía, en particular a los altavoces. Se seleccionará la o las fuentes para el circuito principal Main: ST1, ST2 y AUX. Por defecto, se pueden sumar las tres fuentes, pero el usuario podrá cambiar este modo de operación mediante una simple manipulación (dejar una tecla pulsada mientras se enciende la máquina) para que las tres fuentes se conmuten (modo Toggle) : en este caso sólo se podrá escuchar una fuente a la vez, pero con un sólo pulsar un botón se podrá pasar de una a la otra. Es este modo que se usará para comparar rápidamente dos fuentes por ejemplo.

PreSonus Monitor Station v2

Justo encima del pote de volumen principal se encuentran dos filas de LEDs para controlar el nivel de lo que entra. Mediante otra manipulación, será posible calibrar su Monitor Station con el material de su home-studio. Por defecto el nivel del 0 VU es de +10 dB.

Las tres teclas para seleccionar los pares de altavoces funcionan del mismo modo que las fuentes, y también será posible cambiar el modo Toggle (exclusivo) por un modo no exclusivo mediante un pulsar una tecla al reiniciar el equipo: el manual de usuario lo explica perfectamente.

Terminamos con los comandos principales, y no falta ninguno: mono (también puede afectar los auriculares si estos últimos están en el circuito Main), Mute, Dim (con un pote que permite dosificar la disminución del volumen) y Talk para activar el Talkback con su pote de nivel asociado. Toma nota de que el botón Talk activa automáticamente el Dim, un buen punto: cuando quiere uno hablar con alguien a través del circuito de Talkback, también debe bajarse el nivel de la música.

Diferencias

PreSonus Monitor Station v2

En uso, el Monitor Station resulta ser muy agradable, aunque nos gustaría tener un pote de volumen algo más grande, para mejorar la sensación. Observadores notarán que la entrada Phono desapareció desde la v1 y que su competidor, el Big Knob de Mackie, ofrece una. Además, la entrada de micro para el talkback también se ha quitado, aunque pensamos que el micro integrado sirve perfectamente para hacer talkback. Las novedades, en cambio, son bienvenidas, en nuestra opinión, como la entrada mini-jack, los potes de volume para los altavoces colocados en la parte trasera que evitan desajustes inoportunos, y sobre todo la entrada S/PDIF.

En comparación con el Big Knob de Mackie, el Monitor Station ofrece menos salidas y entradas de línea, no tiene conector Footswitch para el talkback ni entrada Phono. En cambio, el Monitor Station tiene una entrada S/PDIF, dos salidas de auriculares adicionales, vúmetros y sobre todo no sufre los defectos del Big Knob reportados por algunos usuarios: el talkback no activa el Dim, o el botón Mono que no afecta las salidas de auriculares.

Entonces, a menos que necesites absolutamente las entradas/salidas de línea adicionales o que uses un tocadiscos, te aconsejamos el Monitor Station v2. 

¿Y cómo suena?

A fin de averiguar que el Monitor Station v2 no altera el sonido que recibe, realizamos comparaciones con nuestro Audio Precision APx515. Los resultados son los siguientes:

PreSonus Monitor Station v2
 
Benchmark Desviación
PreSonus Monitor Station v2
Benchmark Ratio THD (nivel de distorsión armónica) 

Con una desviación de 0,123 dB, el Monitor Station v2 obtiene un resultado satisfactorio, con una señal que se atenúa ligeramente en ambas extremidades, pero todo aquí es normal. Nos parece coherente con el precio del equipo. En cuanto a la distorsión, navegamos entre 0,005 y 0,05 %, también es perfectamente razonable en este rango de precios y del nivel de una buena interfaz de audio para el home studio. Nada que decir entonces en lo que va de la transparencia. 

Conclusión

El Monitor Station ha vuelto y trae una nueva entrada S/PDIF, optimiza algunas cosas (potes de nivel de los altavoces en la parte posterior), y sobre todo conserva las cualidades conocidas desde la primera versión. En cambio, ha perdido en el camino la entrada Phono, así que si tienes la primera versión y que no te interesa la entrada S/PDIF y/o necesitas una entrada Phono, puedes seguir con tu viejo compañero. Si buscas un controlador de monitoreo algo avanzado con un circuito de talkback por 300 €, el Monitor Station es ineludible en el mercado.

  • PreSonus Monitor Station v2
  • PreSonus Monitor Station v2
  • PreSonus Monitor Station v2
  • PreSonus Monitor Station v2
  • PreSonus Monitor Station v2
  • PreSonus Monitor Station v2
  • PreSonus Monitor Station v2
  • PreSonus Monitor Station v2
  • PreSonus Monitor Station v2
  • PreSonus Monitor Station v2
Audiofanzine's review:
Premio Valor Seguro 2015
Puntos fuertes Puntos débiles
  • Calidad de construcción
  • 4 potentes salidas de auriculares
  • Una entrada S/PDIF
  • De uso sencillo y flexible
  • Vúmetros
  • Podría ser más grande el pote de volumen
  • Desapareció la entrada Phono